MENÚ

Excelencia en atención nefrológica

En Arkansas Children's, diagnosticamos y atendemos trastornos del tracto urinario y los riñones, ya sean casos complejos o de rutina. Estamos comprometidos a ofrecer cuidados centrados en la familia y trabajamos junto a nuestros pacientes y sus familias para hallar los mejores métodos posibles para su atención y tratamiento. Debido a que las enfermedades renales pueden ser complicadas, reunimos un equipo de especialistas de diferentes áreas para ayudar a nuestros pacientes a alcanzar el más alto nivel posible de salud física, social y emocional mientras viven con lo que podría ser una enfermedad crónica que cambiará sus vidas.

Atención de afecciones renales complejas y rutinarias

Desde malestares renales comunes hasta diagnósticos complejos y que suponen un riesgo de muerte, Arkansas Children's combina su vasta experiencia con las últimas innovaciones en nefrología para emitir diagnósticos precisos y tratar a los pacientes con efectividad. También brindamos consultas con niños con complejos trastornos de base ácida y electrolitos, y otros problemas renales y del tracto urinario.

Programa certificado de trasplante de riñones

El programa pediátrico de trasplante de riñón de Arkansas Children's es el único programa certificado en el estado aprobado para realizar trasplantes renales en niños. En práctica desde 1986, más de 200 pacientes han recibido un trasplante de riñón en Arkansas Children's.

Único programa de diálisis pediátrica en Arkansas

Operamos el único programa de diálisis pediátrica de Arkansas para ofrecer nuestros servicios a niños de todo el estado y de regiones vecinas. Nuestro equipo experto le ofrecerá a su hijo lo último en tratamientos, educación y apoyo, además de educación y apoyo para los padres que estén interesados en la diálisis en el hogar.

Expertos en hipertensión

Debido a que la presión arterial alta o hipertensión en niños y adolescentes puede dañar el corazón y los riñones, el diagnóstico temprano y la intervención son críticos. Nuestro equipo medirá y controlará la presión sanguínea, buscará determinar las causas subyacentes y prescribirá cambios en el estilo de vida y medicamentos cuando beneficien al paciente.