MENÚ

Cómo cuidarse cuando un ser querido está hospitalizado

Es importante que sea el primero en cuidarse

Usted es una persona importante en la vida de nuestro paciente, y probablemente se sienta desamparado o fuera de control mientras otros integrantes del equipo de atención de ACH se ocupan de cuidar a su ser querido. Esperamos que esta información le ayuda a encontrar estrategias para lidiar con tener a una persona importante de su vida en el hospital. Puede resultar difícil si no es la persona que efectivamente se encarga de su hijo, pero hay algo importante que puede hacer: antes que nada, cuidarse.

Usted es tan importante para el proceso de sanación como los médicos, enfermeros, los medicamentos y otros profesionales de atención médica. Sabemos que el amor y el aliento inciden en gran medida en la recuperación. Por eso es que su bienestar es importante para su ser querido y para nosotros. Seguir estos consejos puede ayudarle cuando su ser querido estén el ACH:

  • Coma con frecuencia y procure dormir la cantidad de horas que su organismo necesita. Esto reduce el estrés y mejora su capacidad de escuchar y entender la información que recibe. Trate de comer comidas sanas y levántese y camine siempre que pueda. El ejercicio es muy importante para preservar su salud emocional. Su ser querido está controlado por un integrante capacitado de nuestro equipo, usted no necesita estar disponible cada segundo. Recuerde que necesita toda su fortaleza para ayudar a su ser querido.
  • Hay lavadero de ropa, duchas y lugares tranquilos por todo el hospital que puede usar. El Asistente de apoyo familiar disponible en el área de espera de cuidados críticos puede ayudarle a encontrar los que están más cerca.
  • Prepárese para las dificultades: habrá días buenos y días malos. Concéntrese en dar pequeños pasos hacia la mejora y analícelos en retrospectiva, como dificultades que se pueden superar. Procure mantener una actitud positiva. Como los pacientes, los familiares y amigos también tienen días buenos y días malos.
  • Pida apoyo a la familia y a los amigos. Por lo general, cuando las personas dicen "dime qué puedo hacer por ti", realmente son sinceras. Entonces, prepare un listado con lo que necesita en casa y en el hospital, y deje que cada persona se ocupe de una o dos cosas. Por ejemplo, algunas cosas con las que puede necesitar ayuda son el cuidado de sus hijos que están en casa, alguien que se quede con su ser querido cuando usted debe irse o dormir, ayuda con los gastos de comida o gasolina, tarjetas telefónicas, recibir su correspondencia, regar el patio o cuidar a sus mascotas. Cada familia tiene sus necesidades particulares, pero todas las personas necesitan ayuda de vez en cuando. Nuestro personal trabaja por turnos porque trabajar cansa. Y esto también es válido para usted. Permítase pedir ayuda.
  • Identifique a un "vocero familiar" que pueda, con su autorización, contactar a todos sus amigos y parientes que deben estar al tanto de la evolución del paciente. Sabemos que la información es una de las necesidades más importantes para las familias de los pacientes hospitalizados. Recomendamos que no se asigne esa responsabilidad ni a los padres ni a los cuidadores principales. De esta manera tendrá más tiempo (y energía) para concentrarse en su ser querido y descansar un poco. También puede pedir al vocero familiar que tenga un listado de las personas que preguntan por usted, para que sepa que se pusieron en contacto.
  • Organice su información. En algunas áreas del hospital le entregan un cuadernillo o cuaderno con información específica de esa área. Si no le dan uno, compre un cuaderno o carpeta para usar para guardar las tarjetas personales, anotar los nombres de los miembros del equipo de ACH, sus números de teléfono y las preguntas que quiera hacer la próxima vez que vea a un médico. También le recomendamos que escriba los nombres y números de teléfono de las personas que quiera contactar durante el día. Intente resumir por escrito la información que recibe para ver si la comprende del todo. Está bien hacer la misma pregunta una y otra vez. Sabemos que es difícil recordar información en una situación de estrés, y mucha de la información que recibe es técnica y tiene palabras que no se usan habitualmente. También es sano usar el cuaderno como un diario para dar cuenta de lo que piensa, sus esperanzas y miedos. Se sabe que escribir en un diario tiene un efecto sanador. También puede ayudar a sentirse alentado si documenta los pequeños avances que se van produciendo a lo largo del tiempo.
  • Los recursos del hospital disponibles para ayudarle incluyen Trabajadores sociales que pueden colaborar con usted mientras su ser querido está en el hospital con asistencia emocional, asesoramiento o remisiones a otros recursos. También hay capellanes disponibles para dar apoyo espiritual. No dude en ponerse en contacto con ellos para solicitar los diferentes recursos.

Esta información fue preparada para usted por el departamentos de Trabajo social de Arkansas Children's Hospital.