La vasculitis es la inflamación de los vasos sanguíneos, que afecta el flujo correcto de la sangre a los tejidos (pulmones, riñones, piel) del organismo. Hay muchos tipos de esta afección poco frecuentes, y los síntomas de cada uno varían enormemente. Los siguientes son los tipos más frecuentes de vasculitis en niños:

  • Enfermedad de Kawasaki
  • Vasculitis asociada a IgA (Henoch-Schönlein)

Los síntomas incluyen:

  • Falta de aire
  • Tos
  • Adormecimiento o debilidad en una mano o pie
  • Puntos rojos, bultos o lesiones en la piel

Los tratamientos buscan reducir la inflamación y prevenir el daño. Incluyen:

  • Esteroides (prednisona)
  • Medicamentos inmunosupresores

En casos graves, es posible que sea necesaria una cirugía para:

  • Reparar vasos sanguíneos dañados
  • Reemplazar un riñón dañado con un trasplante