Estos estudios se usan para evaluar cómo funcionan la vejiga y la uretra en su trabajo de almacenar y liberar la orina. Las pruebas urodinámicas le ayudan a su médico a ver si los músculos de su vejiga y esfínter funcionan bien.

  • La prueba citométrica monitorea cómo se acumula presión en la vejiga mientras se llena de orina, la cantidad de orina que la vejiga puede retener y en qué punto siente la necesidad urgente de orinar.
  • La electromiografía se incluye en las pruebas citométricas si se sospecha de daño en los nervios o músculos. Se colocan sensores sobre la piel para medir la corriente eléctrica que se crea cuando los músculos del suelo pélvico se contraen.
  • La prueba urodinámica en video combina la citometría y la citografía en una sola prueba. Se toman imágenes y videos de la vejiga durante el llenado y la liberación. Esta prueba muestra el tamaño y la forma de la vejiga y proporciona información útil sobre la función de la vejiga y la uretra.

Después de las pruebas urodinámicas, es posible que se sienta una leve incomodidad al orinar por algunas horas. También puede experimentar una pequeña cantidad de sangre en la orina a causa del catéter. Beber (16) onzas de agua cada hora durante 2 horas puede ayudar a aliviar los síntomas. El proveedor de atención médica puede recomendarle tomar un baño tibio o sostener un paño húmedo sobre la apertura uretral. Si se nota algún síntoma de infección como fiebre, escalofríos o dolor, llame a su proveedor de atención médica.

Los resultados están disponibles después de que se completen las pruebas y su proveedor los analizará con usted.